Desestacionalizar es un deber casi imprescindible para nuestro éxito. La apuesta por desestacionalizar un hotel lleva consigo la mejora tanto del producto como de las técnicas que utilizamos en su distribución.   El problema de la estacionalidad no es sólo de los hoteles de playa o de nieve. Cualquier alojamiento rural...