¿Estás preparado para contratar Millennials en tu hotel?

Sabemos que les encanta estar conectados, que adoran la comunicación instantánea, y que tienen siempre una actitud positiva ante la vida. Empresas de todo tipo, y por supuesto cadenas hoteleras y servicios complementarios, adaptan su oferta a esta tipología de cliente.

Ahora nos gustaría que los tuvieses en cuenta como empleados. ¿Por qué pueden interesarte? ¿Qué los diferencia del resto? ¿Por qué son tan especiales?
En primer lugar debemos estar preparados para asumir que llegarán algunos jóvenes al hotel sabiendo más que sus propios jefes. Y también que serán efímeros, puesto que estiman cambiar de empresa una media de 5 veces durante su vida.

Esto es lo que les caracteriza:

  1. Desarrollo profesional y personal. Buscan crecer a nivel técnico, pero también a nivel humano. Si su experiencia personal no evoluciona al ritmo que desean, no habrá sueldo que les mantenga.
  2. Buena reputación. Se interesan por lo valores de la empresa. Y porque los cumplan y comuniquen. Que la ética y filosofía de la compañía se transmita como un elemento diferenciador.
  3. Independencia. Requieren cierto ámbito de actuación. Espacios en los que puedan influir y en los que se sientan responsables.
  4. Líderes que les ayuden y a los que puedan reportar. A su vez necesitan contar con el apoyo de líderes reales, y no de simples encargados, para que pueden aprender de ellos y hacerles ver su trabajo.
  5. Flexibilidad. Buscan ambientes de trabajo donde poder disfrutar. Donde se sientan cómodos y sin un protocolo tan firme que no les permita ser ellos mismos.
  6. Nuevos retos. Tienen hambre por conseguir nuevos proyectos. Hambre por la inmediatez, porque les pongan a prueba constantemente para demostrar de lo que son capaces.
  7. Conciliación profesional y personal. Valoran a las empresas que tienen en cuenta los pequeños detalles que hacen que su día a día sea más fácil con sus parejas, amigos, o familias.
  8. Contar con su opinión. Son capaces de enseñarnos cosas desde el primer minuto que entran al hotel. Su know-how es algo que no podemos perder.

 

Como veis pueden ser trabajadores muy interesantes si nuestros establecimientos turísticos cuentan con un entorno favorable en el que se puedan dar varios de estos condicionantes.

Para esto las empresas debemos ser:

  • Más colaborativa entre nuestros departamentos.
  • Menos rígidas antes pequeños cambios.

 

Más diversas en cuanto a las características de nuestros colaboradores.
Y más flexibles en lo que se refiere a políticas de retribución y de management.

Por lo tanto, manos a la obra para recibir Millennials como clientes y como empleados. Están muy cotizados por todo lo que pueden aportar. Y está en nuestro mano no perder esta oportunidad de mejorar junto a ellos.[:]

No hay comentario

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: